El personaje

Fidel Agustín Moreno dirige a la CGT en el momento más difícil de su historia

 Obrero de toda la vida El hoy líder de la organización surgida en febrero de 1921, ha enfrentado la reducción de su membresía en la rama textil por la irrupción de prendas de vestir de origen chino; de 10 mil agremiados con que contaba en las décadas de los 80s y 90s, pasó en la actualidad a poco más de 300.

Líder desde 2014 de la legendaria Confederación General de Trabajadores (CGT) –fundada en 1921–, Fidel Agustín Moreno García es uno de los últimos dirigentes pertenecientes al Congreso del Trabajo que pueden jactarse de ser de origen netamente obrero.

El hoy líder nacional de una de las organizaciones venidas a menos por los efectos que la globalización ha causado en industrias como la textil y del vestido en México, sobre todo por la importación masiva de ropa producida en China, Moreno García comenzó a trabajar a los 19 años en la empresa francesa JB Martín, productora de terciopelos, asentada en Tlalmanalco, Estado de México y donde desempeñó las funciones de mecánico tornero y soldador eléctrico y de autógena.

Fidel Agustín ha atestiguado lo difícil que resulta para los obreros mexicanos preservar una fuente de trabajo cuando la parte patronal ignora los consejos de los trabajadores para superar sus crisis y problemas.

Recuerda que JB Martín, comenzó a declinar en sus finanzas por los errores de producción que aumentaron los costos al grado de hacer financieramente inviable la empresa. El 2013, la CGT emplazó a huelga a los patrones por el incumplimiento en el pago salarios, aguinaldos, vacaciones y otras prestaciones. El asunto terminó en la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje y al declararse en insolvencia los empresarios franceses las autoridades los instaron a llegar a un arreglo.

El dirigente recuerda que se pactó la entrega de maquinaria y otros implementos como medio para subsanar los incumplimientos laborales, naciendo la idea de no vender los bienes sino utilizarlos para constituir una cooperativa.

 

En Asamblea, Moreno García hizo el planteamiento pero no todos los ex trabajadores estuvieron de acuerdo y algunos incluso lo acusaron de intentar boicotearles sus liquidaciones al grado de irlo a buscar hasta la Junta para exigir su pago.

Al final y con los cheques en la mano tras los avalúos correspondientes, muchos de los inconformes terminaron por ceder y aceptar que el mejor camino era no quedarse sin trabajo, sino tratar de echar a andar la empresa que ahora era de ellos. Fueron pocos los que expresaron su negativa a continuar.

De hecho, el líder consiguió de los ex propietarios la cesión en comodato de las instalaciones para arrancar la cooperativa. Uno de los elementos que el dirigente y sus agremiados valoraron fue sin duda la crisis por la que atraviesa la industria textil del país desde la entrada de ropa china, de manera masiva en el país, que ha redundado en la quiebra de un sinfín de empresas.

Señala que la CGT contó con unos 10 mil agremiados de esta rama en las décadas de los 80s y 90s, pero actualmente sólo mantienen contrato con tres empresas con poco más de 300 trabajadores.

Acepta además que no ha sido fácil el camino de la negociación pues recuerda que en una ocasión en que su organización negociaba un contrato en el sexenio de Calderón, siendo Javier Lozano, secretario del Trabajo, el funcionario les advirtió que la consiga era que hubiera cero huelgas, “más vale que se arreglen porque ya ven lo que les pasó a los del SME”, les advirtió.

A manera de broma dice que los sindicatos textiles que sobreviven en la CGT aportan mil pesos al mes al Congreso del Trabajo del cual son miembros. “Si consideramos que debemos aportar tres pesos por cada trabajador y somos poco más de 300, esto hace un monto que apenas llega a los mil pesos”.

Pese a todo señala que en su organización hay unidad en las organizaciones adherentes del interior del país pues este año cumplieron nada menos que 97 años de existencia, siendo el hermano mayor de la CTM que apenas llegó a los 82 años.

Etiquetas
Ver más

Notas Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Close
Close